6 jul. 2011

Segunda entrevista

Oooooooooooooooooooooooooohhhh

¿Cómo empiezo a contar lo que me ha pasado hoy? Pues por el principio. Si escribo al estilo Pérez Reverte en el suplemento semanal es porque tengo motivos insultantes.

Llamo esta mañana para ver si tengo alguna entrevista y, a diferencia de lo que pasa todos los días, sí que tengo una. A las 15:00 en Rengent´s Park para apply for a shop assistant. Pues nada, contento porque es en una tienda de muebles o eso me dicen. Al llegar empiezo a buscar y preguntar por la dirección y el local.... nada, nada de nada.



Se suponía una tienda de muebles por lo que me dijeron en la agencia. Y el trabajo era para alquilar sillas en los parques de Londres. ¿Bien no? El salario mínimo en la ciudad es 5,93 libras por hora. En donde iba eran 10 o más horas trabajando por 20 libras al día, es decir, 2 libras la hora estando de pie, caminando, sin poder leer ni un libro ni escuchar música ni sentarme, esperando a que viniera el jefe con el agua y la comida... Cuando he visto el percal me he cabreado por dentro que no veas. Me piré en un abrir y cerrar de ojos. El vídeo que acabas de ver resume todo esto y lo que llevo aquí. Ni shop assistant ni buen salario, trabajando como un cerdo por un salario paupérrimo. Si es que no puede ser.

Gastado mucho, ganado nada...

Pa' una ciudad del norte
Yo me fui a trabajar
Mi vida la dejé
Entre Ceuta y Gibraltar
Soy una raya en el mar
Fantasma en la ciudad
Mi vida va prohibida
Dice la autoridad

Así que mañana me toca llamar otra vez para ver si tengo entrevista y por mi cuenta hago lo que puedo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario